jueves, marzo 08, 2012

Sobre el problema de la protección de datos en México (necesito asesorías)

Ya para terminar con mi enfadosísima serie de lo que me tocó ver, aprender, etcétera en el Congreso del COMECSO (bueno, no es cierto, me falta al menos una ponencia, y no @edoac no es la mía) sólo quiero hablar un poco sobre el trabajo de una muy entusiasta Sofía Salgado (ya quisiera yo la décima parte de ese entusiasmo, y eso que amo mi investigación), quien básicamente se dedicó a despotricar sobre el desastre que se tiene en México en materia de protección de datos personales.

La ponencia en sí se llamó "La protección de datos personales ante el desarrollo tecnológico. Los cambios sociales y jurídicos necesarios". Okay. Esta mujer habló de muchas cosas, pero que yo pueda rescatar, está la cuestión de... de... bueno, por ejemplo, del historial crediticio. Dice que debe tenerse lo que llamó "derecho al olvido". Um. Y recibió varias críticas al respecto. Pero igual y tiene un punto, la "marca" que queda por el mal manejo de un crédito puede afectar mucho, y es un verdadero lío hacer constar que a pesar de que el manejo fue malo eventualmente se liquidó o puso al corriente.

¿Qué mas? Habló de todo. Grabaciones en lugares públicos, cámaras de vigilancia por todos lados, el problema de robo o suplantación de identidad, los datos en los que está en posesión el Gobierno y/o el Instituto Mexicano del Seguro Social o los bancos de sangre. Recitó de memoria los artículos en los que se tratan estos temas dentro de la Constitución, explicando que lo tratan de manera fragmentada, por lo que resulta inoperante. No me pidan que recuerde todo eso. Sería pedirle demasiado a mi cabeza. Mejor consúltenlo con su abogado de confianza.

Una cosa es cierta, hace mucho pero mucho estamos enfrentándonos como sociedad a un claro proceso de pérdida de la privacidad, ligado a... tantas cosas. Pero como dijo...alguien (I am pretty sure :p): "There is no such thing as privacy on the Internet. Get over it". Ok, tal vez nadie lo dijo, pero para estar completamente seguros habría que desconectar los cables.

Bueno, la ponente parecía estar muy preocupada por las direcciones IP que "delatan" nuestra máquina y de dónde nos conectamos, y cuestiones como la información "privada" que confiamos a los servicios de Internet (hey, si no te cuesta, el producto eres tú, we get it) y que a menudo es utilizada para fines comerciales y/o de mercadotecnia. Psi. True. ¿Do we care? Mostly no. Why? Quien sabe. ¿No tenemos nada que esconder? ¿Apatía? ¿Nos vale?

Mencionó casos como el de un canadiense que estuvo preso cerca de un año después del ataque a las torres gemelas debido a información errónea que el gobierno de Canadá le dió a la CIA. Ooops. Habló de las licencias de software que nadie lee, en fin, no dejó títere sin cabeza. Dijo todo en lo que estamos "mal" y que, claro, falta mucho por hacer en materia jurídica.

Pues sí. Es como entrarle al monstruo de las 100 cabezas. Ni por donde empezar.

¿Qué opinan?

Out.

2 comentarios:

  1. Primero: Bdajajaja xD

    Segundo: Sobre el argumento de la fragmentación legislación mexicana en materia de protección de la identidad, creo que se puede decir lo mismo sobre la legislación mexicana sobre cualquier otro tema.

    Tercero: Mientras que la velocidad de legislación siga siendo OMFGSlow y la ofuscación de la información de la misma siga colindando con los sueños de Cthulhu, completamente de acuerdo: No hay por dónde entrarle. La diferencia de ritmos es inmensa.

    ResponderEliminar
  2. quisiera tener memoria fotográfica para acordarme de los artículos, o las leyes, pero pues...no... y sí, osea, es un desmother y en algunos casos las consecuencias pueden llegar a ser graves, pero vamos atrasados años luz. Uff. Quizá si se hubiese enfocado en una sola cosa.

    ResponderEliminar